martes, 3 de agosto de 2010

P350 Y PA'LANTE...!


UNA REVISTA DE PAPEL CEMENTO

Orlando Luis Pardo Lazo

(más fotos más tarde en BORING HOME UTOPICS)

Una revista libre puede inventarse sobre el cartucho polvoriento de un saco de cemento vacío, abierto.

De hecho, la libertad puede ser justo eso: un polvillo reciclado, remanente, con la retórica de sus textos al aire, sin más diseño que el de un pergamino pragmático.

Y el portalón del grupo de teatro al límite EL CIERVO ENCANTADO (5ta y D, El Vedado) sirvió de coliseo para esta experiencia un tanto excéntrica: picotear un saco de cemento y armar en vivo una revista personal (Made in Omar Pérez + Yornel) mediante el collage, el cut-up y el cut & paste (técnicas de pre-escolar prestadas a la intelectualidad).

El sábado 31 de julio pasado, la tardenoche de El Vedado tuvo en esa esquina un respiro al agobio policial que calcina nuestras avenidas, a la caza de un carnet de identidad o una paliza insular (bajo las cámaras digitales colgadas de los postes, acaso por el cuello).

“P350”: así se llama el cemento Portland cubano y también esta revista que ya acumula unos cuantos sacos de colección.

Creatividad de concreto. En un espacio especial donde caben desde el laureado cineasta Enrique Pineda Barnet hasta el censurado performer Luis Eligio Pérez (de OMNI ZONA FRANCA). Hasta yo.

Los funcionarios fósiles del Ministerio de Cultura nunca asoman sus narices de nafta por allí. Les asusta la nobleza democrática del encantamiento de un ciervo teatral. Y es que llevan quinquenios de experiencia clausurando proyectos editoriales, desde El Puente, pasando por Pensamiento Crítico, hasta Albur y Diáspora(s). Ya es hora de que se retiren o renuncien un poco a sus vicecargos de censor segundón.

Pero a P350 costará trabajo trabarla. Los artistas Omar Pérez y Yornel simplemente no la distribuyen. La hacen y después la exhiben, cargando sus cartones de casa en casa, como caracoles de la construcción. Además, ni siquiera la hacen ellos, sino que invitan a cualquier creador a meter las manos en la cola-loca para embarrarse de esa autorial libertad. Do it yourself…!

P350 es una revista que, según se vaya poniendo dura, como el cemento original de su soporte, estoy seguro que se le atragantará en la garganta a más de un gamberro cubanesco de guayabera y buró.

2 comentarios:

Armienne dijo...

Un buen invento porque el papel es muy fuerte.

Omar dijo...

Ni con golpes de mazo les será fácil callar a las nuevas voces de la Cuba-Fénix.

Abrazos.