martes, 26 de abril de 2011

¡HAY UNA SALIDA...!




¿HAY UNA SALIDA?

Orlando Luis Pardo Lazo

Mi novia tuvo un extraño sueño. Soñó con gente que nunca ha visto. Soñó con Rolando Pulido, en Nueva York, adolescente, casi impúber, y de piel de pera finísima, acabado de exiliarse por el Mariel, pero en pleno 2011, el pelo largo y lacio como de chino de película porno súper-star. Y soñó en el mismo sueño con Nancy Morejón, poeta guerrera de puentes apuntalados y raras sonoridades de barrio mitad universitario y mitad marginal (Cuba como collage coloquial).

Yo estaba en un juicio. Un juicio donde se decidía si salía o no de La Habana a New York. Porque un poco es eso toda la parafernalia protopolítica de trámites para obtener en Cuba la “carta blanca” o de “liberación”.

Nancy, que en la vida real y sin conocerme en persona se ha dejado engañar con pruebas falsas de mí, estaba de mi parte. Había un auditorio enorme y al otro lado de los cristales se veía una ciudad futurista (New Yorkabana tal vez), y ella sólo me pedía que no dijera cosas de más (como esta columna, supongo), que sólo si me quedaba callado ante los ataques de abogados y fiscales, sólo si no seguía calentando la atmósfera con mis ideas puestas en voz alta, sólo así ella me podría ayudar. Ayudar era darme el permiso para salir de Cuba, firmar la Carta de Invitación de Americas Society que la semana pasada le dejé en su buró de la UNEAC. Como si no bastara con mi pasaporte de ciudadano con una rotunda Visa Made In USA.

Rolando Pulido se reía, es lo que recuerda mi novia, y hasta tomaba algo seguramente alcohólico en plena sesión judicial, sin que nadie lo regañara por eso. Era una suerte de elfo más allá del bien y del mal y, por la descripción que me hace mi novia, es obvio que se enamoró un poco de aquella visión. Sospecho que Rolando Pulido en ese sueño era la encarnación pura de la libertad.

Mi novia se despertó muy triste hoy. Me lo contó todo de un tirón (y si hay algo más pues me lo invento sin traicionar el espíritu de su sueño). Me dio que ese sueño más bien optimista era una pésima señal. Y yo le creí. El horno no está para viajecitos. Pero la UNEAC y Nancy Morejón, en tanto presidenta de la Sección de Escritores a la cual pertenezco desde noviembre de 2002 (aunque ni ella misma se lo imaginase), tienen ahora una responsabilidad moral e institucional en sus gavetas. Están obligados a tramitar, pues 1) ya han aprobado antes los papeles con destino a New York de los poetas cubanos Reina María Rodríguez y Juan Carlos Flores (o sea, no hay problemas políticos con los organizadores de USA), y 2) la directora de Relaciones Internacionales me explicó en lujo de detalles que, con la Visa USA en mi pasaporte privado (no oficial), los trámites son un papeleo muy menor de ida y vuelta desde la UNEAC hasta Inmigración del MININT (dos instituciones que quedan muy cerquita entre sí: en la misma calle 17 de El Vedado, quiero decir).

Luego, en la calzada más bien deforme de Jesús del Monte, hoy 10 de Octubre, un abuelito nos regaló uno de esos panfletos cristianos que te recuerdan que tu muerte puede ser justo hoy y que aún no hemos hecho suficiente bien a nuestro alrededor. El título del papelito puede leerse en la foto de este post: ¡Hay una salida! Y yo le dije a mi novia bajo el sol asesino de las tres de la tarde en Cuba: “Este es el antídoto que faltaba para neutralizar tu sueño. Mañana paso con mi mejor cara de compañero por la UNEAC. Coño, creo que ahora sí que me voy de conga literaria para New York…!”

Y mi novia rompió a llorar entre los almendrones americanos de más de medio siglo atrás. No supe si de alegría o lástima por ella o por mí. Todavía ahora lo ignoro. Tal vez escriba esto para que me ayuden, por favor, a averiguarlo. Tú, y tú, y tú, por supuesto. Y cualquiera que se lea esta carta sin sobre: incluidos, como miembros de honor salidos de las neuronas de una muchacha cubana, Rolando Pulido y Nancy Morejón.

Gracias.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

LA VERDADERA PATRIA Y NACION DE TODOS LOS CUBANOS ES USA.
LA BANDERA CUBANA FUE CREADA EN NY PARA QUE FUERA LA BANDERA DE UN ESTADO MAS DE USA.
http://www.cubaestado.wordpress.com

twitter:
@cubaestado

Escrito desde Las Cataratas del Niagara frontera con el Canada, NY

Anónimo dijo...

Complicado..., eu pego um avião, o vôo dura quatro horas e quando eu pouso, ainda eu estou no Brasil.
.
Não existe no Brasil, o inimigo a odiar e a combater.
.
Faço o que eu desejo e ninguém tem nada a ver com a minha vida.
.
Qualquer um voa para onde desejar.
.
Mensagem escrita na cidade de São Paulo.
.
A minha bandeira é a pomba da Paz.

Cubabella dijo...

Es verdad, siempre hay una salida que escoger, o seguir... o renunciar a seguir, solo tiene un mar que cruzar. mis saludos cubano, me encanta como escribes y lo que escribes con ese lirico humor negro, que a veces no se si reir o llorar, porque vivi eso, y entiendo bien todo lo que quieres decir....mi abrazo...desde miami.
Maria