sábado, 13 de enero de 2018

OLPL con Juan Manuel Cao y Carlos Alberto Montaner




Gente linda del mundo:

Les comparto mi presentación del 12 de Enero 2018 en Altamira Libros (Coral Gables) en la presentación de mi libro DEL CLARÍN ESCUCHAD EL SILENCIO (Hypermedia Ediciones) junto al periodista Juan Manuel Cao:

Gracias a todos los que llenaron a tope la sala. Ciertamente, mucho más de cien. Se agotaron todos los libros y todavía me pidieron más. Y, lo que debería de haber durado sólo una hora, duró más de dos horas de emoción y de ilusiones por el renacer de una Cuba libre donde el castrismo no sea ni siquiera un recuerdo.

Al final, no asistió ninguno de los criticos de Orlando Luis Pardo Lazo en internet. Tanta bulla y tanto alarde digital y total, para qué?

Al final no son más que una pandillita virtual de voces que no podrían convocar ni a cuatro cubanos.

La democracia es real. Vamos a vivir sin dictadura. No pierdan nunca la esperanza.

viernes, 12 de enero de 2018

Hoy en Altamira Libros conmigo y contra Cuba


(SE PUBLICA EN PAPEL 
ESTE DOMINGO 14 DE ENERO 2018)

Orlando Luis Pardo presenta el libro de crónicas ‘Del clarín escuchad el silencio’ el viernes 12, 8 p.m. en Altamira Libros, en Coral Gables.
Orlando Luis Pardo presenta el libro de crónicas ‘Del clarín escuchad el silencio’ el viernes 12, 8 p.m. en Altamira Libros, en Coral Gables. Cortesía OLPL

Orlando Luis Pardo: ‘Cuba habrá que refundarla con los cubanos del exilio’

10 de enero de 2018 07:08 PM
Actualizado 11 horas 49 minutos

miércoles, 10 de enero de 2018

La nación secuestrada y la emigración desaparecida



Derechos sí, descaro no
Orlando Luis Pardo Lazo

Granma, el periódico oficial del Partido Comunista de Cuba (PCC), que es el único legal en la Isla de acuerdo a la constitución vigente, se da el lujo de publicar un monólogo teatral sobre la nación y su emigración. Es decir, sobre el país y sus paisanos desaparecidos.

Dicho monólogo parte del hecho de que en el recién estrenado 2018 “entraron en vigor un grupo de medidas que dan continuidad a la actualización de la política migratoria y el fortalecimiento de las relaciones de Cuba con su emigración”. Literalmente, en el neohabla orwelliano del castrismo clásico, esto significa que la emigración seguirá siendo básicamente eso: una emigración irreversible y no una parte funcional de nuestra nación. O sea, que se legitima en silencio la condición de los cubanos a un exilio sin patria a perpetuidad, pero ahora todo bien disimulado bajo el maquillaje de la normalidad.

Como es ya costumbre de los comunistas cubanos, nunca pueden tomar una sola decisión que no sea atribuida al imperialismo yanqui y el capitalismo global. En este caso, esta suerte de anexionismo inverso del PCC se manifiesta en que esta nueva política migratoria se implementará “a pesar de la agresividad de la administración estadounidense, el fortalecimiento del bloqueo y la puesta en práctica de acciones unilaterales que entorpecen el flujo natural de personas entre los dos países”. Una vez más, según la retórica retro de la Revolución, Cuba interpreta el rol de un David heroico que vence con golpes de dignidad a un Goliat del norte grosero y abusador.

Pero, en realidad, la gerontocracia déspota de La Habana sigue actuando con toda la arrogancia de lo que en la práctica es: una dinastía indecente que mantiene secuestrados los derechos de nuestra ciudadanía completa, incluidos los derechos a la libertad de movimiento y la libre elección de la nacionalidad, que es de lo que ―demagogias de verde olivo aparte― en plata se trata aquí.

Para colmo, el pasaporte cubano, acaso el más caro del mundo, sigue necesitando ser prorrogado cada dos, a pesar de que su validez es de seis años desde la fecha de su emisión. Más de los gastos adicionales en moneda dura, dado que “las nuevas regulaciones no incluyan la eliminación ni la transformación de esos requisitos” de prorrogación, los cubanos seguimos atados entonces a la cadenita perruna de la buena conducta en el exterior, sin cometer actos ni comentar nada que resulte ofensivo para los jerarcas calvinistas del Ministerio del Interior, si es que queremos entrar y salir de nuestro propio país sin que un burócrata nos desaparezca, al no prorrogarnos más arbitrariamente a nuestro pasaporte nacional.

Como plusvalía, el requisito de la humillante habilitación del pasaporte se mantiene en plena y penosa vigencia para aquellos cubanos que cuenten con un Permiso de Residencia en el Exterior (PRE), de manera que nadie se pueda sentir nunca confiado de que, en el momento menos pensado, el Estado cubano nos convierta en apátridas a perpetuidad.

A esto es sin duda a lo que el periódico Granma llama graciosamente “autorizar de forma gradual y una vez creadas las condiciones”. A este cuentagotas criminal es a lo que nos tienen acostumbrados, en lugar de garantizar de una vez y por todas los derechos plenos de todos los ciudadanos, vivamos donde decidamos vivir cada uno de los cubanos. A este miedo del Estado Revolucionario a respetar la libertad del pueblo cubano tendrán que adaptarse nuestros hijos y nietos. A esta indigencia indignante seguimos sometidos los que tuvimos el privilegio perverso de nacer en la Utopía de la izquierda internacional, tan aplaudida por las diplomacias y las academias cómplices del Primer Mundo democrático. A esta mendicidad incivil es la que nos oponemos todos los cubanos de la iniciativa ciudadana Cuba Decide (http://cubadecide.org) liderada por Rosa María Payá, los que reclamamos un plebiscito en Cuba como momento refundacional de nuestra nación, lo que necesariamente incluirá un desmontaje radical de la obsoleta y opresiva constitución cubana actual.

El momento de los cubanos es ahora. El Estado no tiene otro rol que garantizar todas y cada una de nuestras libertades fundamentales. Basta de concesiones oportunistas y cambios fraudes para comprar tiempo mientras muere la élite uniformada de la Castrocracia, y esta va siendo remplazada por los Ramfis ridículos de un neocastrismo familioso de guayabera blanca. Los cubanos no somos menos seres humanos que el resto de los seres humanos. Si tú decides, Cuba decide. El 2018 es nuestro momento para, por fin, tarde pero sin tembleque, empezar a vivir una vida en la verdad.

Viernes 12 a las 8pm con OLPL en Altamira Libros de Coral Gables

LITERATURA

Orlando Luis Pardo presenta 'Del clarín escuchad el silencio' en Miami


Orlando Luis Pardo. (INSTAGRAM)
La librería Altamira Libros, de Coral Gables, acogerá la presentación del libro Del clarín escuchad el silencio: 59 poemas de amor y una canción contrarrevolucionaria, del escritor cubano Orlando Luis Pardo Lazo, publicado por la editorial Hypermedia
El acto tendrá lugar este 12 de enero y será presentado por el periodista Juan Manuel Cao.
"Un latigazo de lenguaje en clave postcubana de lucidez. Un libro libre, como el himno de un pueblo mudo que ha sido desterrado, excepto de la literatura cubana: ese mito de letras, esa meta sin límites, ese exilio interior que va con cada cubano a donde quiera que plantemos la bandera aburrida de nuestro nuevo hogar", señala la nota de la presentación.
"Una reescritura excelsa, acaso también esquizoide, que respeta y ridiculiza tanto a nuestra idiosincrasia de isla como a la ideología que nos impuso la tiranía más tierna del continente: ese castrismo del corazón tan amado por la izquierda internacional y la academia primermundista", indica.
"Debido a que el escritor es también un biólogo, su contrarrevolución pretende afectar la gramática del ADN, la estructura semántica. El acrónimo deviene organización para la liberación de una Palestina interior: OLPL es el Malleus Castrorum, el antídoto del Castro que llevamos adentro", sugiere el escritor Néstor Díaz de Villegas en las palabras de contraportada de este volumen, que contiene "sesenta crónicas sobre la realidad cubana de hoy".
"Por el libro de OLPL desfilan muchos muertos. Pero sobre todo, desfilan los muertos de hambre en los que todos —sin excepción— hemos ido convirtiéndonos. Y esa imagen desoladora hace que el libro sea muy difícil de abandonar", indica, por su parte, el escritor Ladislao Aguado, codirector de Hypermedia.
Orlando Luis Pardo Lazo (La Habana, 1971) publicó en Cuba los libros de cuentos Collage Karaoke(2001), Empezar de cero (2001), Ipatrías (2005) y Mi nombre es William Saroyan (2006). Fue ganador del concurso nacional de cuentos "La Gaceta de Cuba" (2005), con "Cuban American Beauty". Su libro de cuentos Boring Home, ganador de una Mención en el Premio UNEAC 2007, fue retirado de la imprenta por la editorial Letras Cubanas en 2008, como penalización a su escritura contestataria en su blog Lunes de Post-Revolución.
En 2014 editó y prologó las antologías de nueva narrativa cubana Generation Zero. An Anthology of New Cuban Fiction (Sampsonia Way Magazine, Pittsburgh) y Cuba In Splinters (O/R Books, Nueva York), ambas traducidas al inglés.
Desde 2013 imparte conferencias sobre política y literatura cubanas en universidades norteamericanas y europeas. Fue Profesor Adjunto de Escritura Creativa en Brown University (2015). Becario de 2015 a 2016 en The International Cities of Refuge Network (ICORN) en Reykjavík, Islandia. Desde 2016 realiza un doctorado en Literatura Comparada en Washington University de Saint Louis, Missouri, Estados Unidos.
El eveto tendrá lugar este viernes 12 de enero, a las 8:00 pm, en Altamira Libros (219 Miracle Mile, 786-534-8433), Coral Gables, Miami. El libro también puede adquirirse en Amazon. El autor trasmitirá la presentación en vivo a través de Facebook.
Síguenos en TwitterFacebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

COMENTARIOS [ 15 ]


Imagen de Orlando Luis Pardo Lazo
Si estás en Miami, por favor ven este viernes 8 p.m. a Altamira Libros.Te necesito. Ya he recibido amenazas. No me dejes solo. No nos quedemos solos. No le dejemos Miami a la mafia de La Habana.Orlando Luis Pardo Lazo.